Archive for 23 23+02:00 junio 23+02:00 2010

¿De qué están hechas las voluntarias DAV de Madrid?

23/06/2010

“Una de la tarde –me dije-, ya estará en al UCI. Lo normal es que la familia no sepa todavía nada, pero a lo mejor han dado con un médico charlatán.”

Llamé a su móvil, que según me contó iba a dejar a su hijo antes de entrar en el quirófano.

“¿Cóoooomo estás?”

No supe qué contestar. Se suponía que era yo el que tenía que hacer la pregunta. Pero este mediodía, al otro lado del teléfono, la voz de una (se suponía que) recién operada Candela, cabeza abierta, extracción de un tumor, expresaba una energía y una alegría que me resultaron envidiables.

“¿Pero tú no estabas en el quirófano?”

Esta es la segunda voluntaria DAV que conozco a la que le abren la cabeza en los últimos días. Con Ana fue lo mismo. Al salir del quirófano empezó a decir que ya estaba bien y a los cuatro días ya la habían mandado a casa. ¿De qué están hechas las voluntarias DAV de Madrid?

Recuerdo la primera vez que visité a Ana en el hospital. Lo que más me llamó la atención no fue lo que, según explicaba con sorprendente indiferencia, los médicos contaban acerca de su enfermedad. Tal vez porque lo contaba como si no se tratara de ella sino de algún conocido lejano con el que apenas mantenía relación.

Lo que sus palabras dejaban traslucir encogía el corazón de cuantos la queremos. Pero eso no fue lo más llamativo. Lo realmente impresionante era comprobar que todos entrábamos en la habitación del hospital sin poder disimular una expresión de preocupación y miedo en el rostro… y gracias a ella salíamos más contentos que unas pascuas. Pocas veces me he divertido tanto como ante la cama de Ana. Aun sabiendo de sus síntomas y del diagnóstico.

La tarde previa a la operación, con el mismo tono vital y la misma alegría, quiso darnos instrucciones acerca de los papeles y los asuntos pendientes de DAV Madrid.

¿De qué están hechas las voluntarias DAV de Madrid?

En las horas previas a su operación, Candela me ha enseñado una de las vistas más bonitas de Madrid, desde una pequeña loma, al otro lado de la Casa de Campo. Me ha llevado a tomar el desayuno más rico que recuerdo. Me ha mostrado entusiasmada la capilla del hospital. Me ha encargado libros. Ha reparado el servicio telefónico de las habitaciones, que no funcionaba a su llegada. Ha estudiado con el arquitecto los planos de la casa que un día muy cercano terminará levantando no lejos de donde ahora está ingresada. Sí, se ha escapado del hospital de vez en cuando. Quienes la conocen saben que no es persona a la que se pueda sujetar.

“¿Pero tú has visto qué mañana tan bonita?”

Y su única queja no ha sido por la noche que tuvo que pasar en urgencias a la espera de habitación; ni por los descuidos del personal del hospital en las pruebas previas; ni por los interminables días de espera en su habitación, sin información ni fecha para la intervención; ni por que esta mañana, después de todo el preoperatorio y de tenerla durante una eternidad a la puerta del quirófano, la hayan devuelto a su habitación porque “no tenemos camas libres en la UCI”.

El único lamento que le he escuchado durante estos días ha sido que cuando vuelva a casa no va a tener la capilla junto a su habitación.

“¿Te das cuenta qué lujo? ¡La tengo al lado!”

¿De qué está hecha esta gente?

¡¡¡¡¡¡¡¡¡ QUIERO VIVIR !!!!!!!!!!…. GRACIAS MAMÁ.

23/06/2010

Hace unos meses me enteré de una noticia por los medios de prensa gratuitos del Metro con dos caras que lo podría resumir en “La VIDA vence a la muerte” en el nacimiento de un bebé prematuro muy especial.También ese mismo día una amiga me comentó rebosante de alegría que estaba muy alegre pues una amiga de ella se quedó embarazada y la diagnosticaron con la Amniocentesis que el niño venia mal pero ella siguió para adelante CONFIANDO plenamente en el AMIGO que nunca falla…Jesús de Nazareth y dio a luz un niño SANÍSIMO y BELLÍSIMO, de ahí el gozo y la alegría de mi amiga con este acontecimiento LLENO de VIDA… ¿cuantas veces los médicos se equivocan?
Todo lo anterior se fusiona con la noticía que voy a comentaros y que es una bella historia con su parte dramática; la pequeña Aya Jayne nació por cesarea en un Hospital de Oxford tras a penas seis meses (26 semanas) de gestación, pesando algo menos de un kilo y por lo tanto pasó sus primeros días en la incubadora.
Hasta ahora sería un bebé prematuro de los muchos que hay pero esta niña es un hermoso canto a la VIDA ya que antes de nacer fue mantenida dos días en el cuerpo de su madre, Jayne Campbell, una ex patinadora sobre hielo profesional de 41 años que sufrió un derrame cerebral a causa de un agresivo pero silencioso tumor. Los médicos no pudieron salvar su vida, sin embargo hicieron todo lo posible por salvar a la bebé que llevaba en su vientre. Los médicos –con el consentimiento del esposo– decidieron mantener a Jayne con vida artificial y administrar fármacos a la niña para acelerar el desarrollo de sus pulmones y darle la oportunidad de sobrevivir al parto. Cuarenta y ocho horas durísimas por parte de su madre en la que su cuerpo luchó con todas sus fuerzas para que los médicos del hospital Radcliffe de Oxford trajeran al mundo a su pequeña. A los dos días, los médicos practicaron una cesárea a Jayne, acercaron la niña hacia el cuerpo de Jayne y luego fue entregada a su padre, quien entre lágrimas la recibió en sus brazos.
La niña ya le habían elegido nombre, como todos los que hemos esperado con alegria e ilusión la venida de un hijo/a, la iban a llamar Maggie, pero el padre ha decidido cambiarselo por el de Aya, que según el Corán significa Milagro… y sí que es un MILAGRO … el de la VIDA.También podemos recordar otro suceso de una madre que da a luz con muerte cerebral, fue en 2006 cuando una estadounidense con diecisiete semanas de gestación fue mantenida viva artificialmente durante tres meses.
A estos alumbramientos post-morten de la madre los especialistas nos dicen que el utero materno es la mejor incubadora posible para un bebé incluso si la madre está cerebralmente muerta, pudiendose prolongar mientras el feto se mantenga sano.

Con esto termino diciendo una frase que dice el elefante HORTON con frecuencia en la pelicula de dibujos animados “HORTON”, <<…una persona es persona, por muy pequeña que sea … >>.

FOTELIAS